Otra más de correo no deseado

De acuerdo con una noticia que leí recientemente, siete de cada diez correos electrónicos enviados son ‘spam’. Por ello, no es de extrañar que el pasado miércoles recibiera un correo no deseado de una famosa web comparadora de precios de hoteles. Sin embargo, de este correo lo que me ha sorprendido es que en él, de antemano, se pedían disculpas por las molestias que se pudieran causar.

Para mi, la recepción de una comunicación comercial no deseada de una empresa por email, resulta una cuestión que perjudica más que favorece a dicha empresa, más aún si considero los riesgos que ello entraña dado que, de acuerdo con lo manifestado por la propia Agencia de Protección de Datos, el envío de mensajes comerciales sin el consentimiento previo está prohibido por la legislación española, tanto por la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información (a consecuencia de la transposición de la Directiva 31/2000/CE) como por la Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos.